5 errores comunes al hornear pasteles que debes evitar

Es genial poder servir un pastel casero en una ocasión especial como un cumpleaños. Puede encontrar fácilmente la receta perfecta de un amigo o en línea. Al mismo tiempo, hornear pasteles no es una tarea sencilla. Tienes que seguir las instrucciones dadas en la receta con precisión. Debe asegurarse de que también evitará los siguientes errores comunes.

Usar ingredientes fríos

Este es uno de los errores más grandes que cometen las personas al hornear pasteles. Si los ingredientes están fríos, esto puede resultar en grumos y otros problemas con la textura de la masa. Ciertamente no querrías que tu creación se arruinara por un error tan tonto. Todos los ingredientes deben estar a temperatura ambiente cuando se agregan para hacer la masa. Para ello es necesario sacar los que están guardados en la nevera, como los huevos, la leche y la mantequilla, aproximadamente una hora y media antes de empezar a cocinar.

Obtener la temperatura de cocción incorrecta

Tienes que asegurarte de hornear la masa a la temperatura perfecta. De lo contrario, puede terminar con un pastel duro, plano o grumoso. Asegúrese de usar una receta con una temperatura de cocción precisa. Normalmente, el horno tiene que ser precalentado. No se debe deslizar la sartén con la masa de antemano.

Es mejor confiar en un termómetro de horno en lugar de la perilla de control y las luces del aparato, ya que no son particularmente precisos. Otra cosa muy importante es no abrir el horno con demasiada frecuencia durante el proceso de cocción. De hecho, debe abstenerse de hacerlo.

Cocción excesiva que lleva a la torta seca

Este error realmente puede arruinar el sabor, sin importar cuán buena sea la receta. Para evitar esto, nunca debes hornear la masa por mucho tiempo. Si la receta no viene con un tiempo de cocción fijo, revisa la masa después de media hora de cocción. Abra el horno, inserte un palillo de madera en la masa y retírelo con cuidado. Si no quedan restos de la mezcla en la brocheta, la tarta está lista. Si se necesita más cocción, debe verificar después de otros diez minutos.

Agregar glaseado a un pastel caliente

Si comete este error, el glaseado simplemente se derretirá y perderá su textura y apariencia originales. El enfriamiento a temperatura ambiente suele tardar entre una y dos horas. Tienes que predecir este tiempo cuando comiences con la preparación de la receta. Puedes acelerar el proceso dejando la sartén sobre una encimera fría. Sin embargo, no debes ponerlo en el refrigerador mientras aún está caliente.

Dejar el pastel sin decoración

Puedes crear una decoración creativa incluso si tienes prisa o no eres muy bueno en eso. Una de las técnicas más simples es agregar piezas de fruta en un patrón interesante. También puedes usar nueces crudas molidas. Incluso si no tiene una bolsa de decoración, puede tomar una bolsa de plástico limpia y hacer un pequeño agujero quitando una de las esquinas. Luego puedes llenarlo con glaseado y dar rienda suelta a tu fantasía.

Ahora está listo para hornear el pastel perfecto.